Este 2014 ha sido, en general, un año duro, un año difícil y lleno de retos, aunque por supuesto, repleto también de cosas maravillosas. Entre ellas, el nacimiento de Revista Argonautas y a través de ella, la posibilidad de conocer un mundo nuevo y a los cientos de artistas que viven en él, así como el inicio de varios proyectos más que verán la luz a lo largo del año que viene. En definitiva, podría definir 2014 como un año por el que había que pasar para seguir madurando, una suerte de etapa de incubación de ideas y materias primas.

Por eso, más que recordar y entrar en nostalgias o enumeraciones, lo que más me apetece es cerrar con discreción y agradecimiento la puerta del 2014 y abrir con ilusión la del 2015, orgullosa de estar rodeada de la gente a la que quiero y con la seguridad de dos cosas fundamentales; que seguirán estando y que todo, absolutamente todo, lo hicimos a nuestra manera.


A mi manera (My Way) – Frank Sinatra, Medley de Extrafantástica 

[Yo misma en la última frase 😉 ]

Anuncios